09 de Septiembre 2018

El ángel de la guarda del Papa y el Vaticano en las redes sociales

Juan della Torre es el argentino que gestiona dos de los proyectos más importantes de Francisco. Su visión acerca del manejo de la crisis por los abusos en Chile y los EE.UU.

El ángel de la guarda del Papa y el Vaticano en las redes sociales

Juan della Torre dice no haber llegado al Papa Francisco por contactos. "No conocía a nadie", afirma. Cuenta que se compró una corbata y fue a tocar el timbre de la oficina de Comunicación del Vaticano. Y le abrieron. Con su agencia, La Machi, es el encargado de dos de los proyectos digitales más importantes del Sumo Pontífice: Click To Pray, una aplicación para orar, y El Video del Papa, una pieza mensual que difunde las intenciones sobre los desafíos de la Humanidad y la misión de la Iglesia católica. 

Abogado, recibido en la Universidad Católica Argentina (UCA), incursionó en el mundo de la publicidad en McCann Erickson. La Machi nació como la tesis de su MBA, que cursó en la Universidad de San Andrés. Hoy, la compañía tiene 13 empleados y un board de seis consultores, y tres oficinas: Buenos Aires, Barcelona y Roma. De visita en Buenos Aires, participó de la 6´ Conferencia Internacional de Relaciones Públicas, organizada por el Consejo Profesional de Relaciones Públicas. Cuenta que el Vaticano, como cliente, le cambió el negocio: le toma más del 70% de su tiempo. 

Della Torre forjó una opinión tanto histórica como contemporánea de la comunicación del Vaticano. "En el mundo de hoy, la Iglesia católica no es que compite con otras religiones, sino que comparte escenario con fabricantes de zapatos, con petroleras", dice, y añade: "La comunicación comercial, la Publicidad también, ya no muestra los beneficios de los productos, sino un estilo de vida", explica. 

Cree que, hasta no hace mucho, la comunicación que llegaba a los medios de la Iglesia era la que arribaba por casos de crisis mal gestionados. Pero nota cambios. Sobre el affaire de los abusos en Chile, opina que fue bien manejado. "Se buscó proteger a las víctimas; luego, buscar la verdad; y, en tercer lugar, remover a los responsables. Renunciaron todos los obispos de Chile", indica. Sobre lo que ocurre en los Estados Unidos -el exnuncio, Carlo Maria Viganó, acusó al Papa de encubrir los abusos del cardenal Theodore McCarrick-, piensa que más complicado. "Además, hay mala fe, malicia, calumnias. Francisco tomó, proactivamente, una posición de silencio". 

El consultor dice que el Sumo Pontífice es un "comunicador nato" y que marcó época cuando comenzó a hablar con la prensa. "La primera vez que un Papa tuvo una conferencia de prensa sin preguntas marcadas fue cuando Francisco volvió del viaje a Brasil, que hizo 80 minutos en el avión", recuerda. Acciones como esas, cree, cambiaron el interés de los medios por tener corresponsalías en el Vaticano. "Antes, no pasaba nada. Ahora, no dan abasto".

En el futuro cercano, sus esfuerzos estarán puestos en la comunicación de la Iglesia católica con los jóvenes, que lo hará bajo tres vértices: fútbol, arte y tecnología. "También, está en la agenda el emprendedorismo, en el sentido amplio", explica. Además, pasa tiempo con el área de Migrantes y Refugiados y con la fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada. Con ésta última, hace campañas de relaciones públicas y Marketing Digital de fundraising por la reconstrucción de Irak y la vuelta de cristianos y no cristianos a ese país. Además, trabaja en videos para la institución Obras Misionales Pontificias. No descarta proyectos de películas relacionados con la ecología, vinculadas con la encíclica Laudato si,de Francisco.



¿Te gustó la nota?

0

0

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas de tu interés

Recomendado para vos