18 de Octubre 2018

Unilever adjudica a la 'hiperinflación' argentina su caída en facturación

El gigante de consumo masivo explicó que en lo que va del año, el impacto negativo sobre los ingresos por el tipo de cambio fue de 8,1%. Desinversiones restaron 1,9 puntos adicionales.

Unilever adjudica a la 'hiperinflación' argentina su caída en facturación

Las ventas del grupo de consumo masivo anglo holandés Unilever -dueño de marcas como Dove, Knorr y Ala- registraron en los nueve primeros meses del año una caída interanual del 5,3%. La baja se adjudica a la evolución de los tipos de cambio y la "hiperinflación" de Argentina.

Según informó una nota publicada en el diario español Expansión, entre enero y septiembre el tipo de cambio ha tenido un impacto desfavorable del 8,1% en la facturación de Unilever, mientras que las desinversiones restaron 1,9 puntos porcentuales a los ingresos de la compañía.

"Sin tener en cuenta el impacto de la evolución de los precios en Venezuela y en Argentina desde julio, la facturación subyacente de Unilever experimentó una mejoría del 2,9% en comparación con los nueve primeros meses del año pasado", detalla el medio español.

La linea de negocio más afectada fue la de alimentación, que cayó un 8,1% (15.990 millones de euros de facturación). Le siguió hogar con un 6% menos (7.507 millones de euros) y la división de belleza y cuidados personales que facturó 15.230 millones de euros, un 1,7% menos que un año antes.

Entre los datos que aporta el artículo de Expansión, detalla que en el tercer trimestre, las ventas de Unilever sumaron 12.529 millones de euros, un 4,8% por debajo de la cifra contabilizada en el mismo periodo de 2017, incluyendo un impacto desfavorable del tipo de cambio del 5,2% y del 3,3% por desinversiones.

"El crecimiento se aceleró en el tercer trimestre en todas las divisiones. Fuimos capaces de subir los precios manteniendo un buen crecimiento del volumen que refleja la fortaleza de nuestras marcas y la calidad de nuestro programa de innovación", declaró Paul Polman, consejero delegado de Unilever.

Unilever insiste en que cumplirá sus objetivos para 2020, que implican un crecimiento de sus ventas subyacentes de entre el 3% y el 5%, así como una mejora de su margen operativo y un fuerte flujo de caja.



¿Te gustó la nota?

0

0

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas de tu interés

Recomendado para vos