23 de Abril 2013

Cuánto cuesta obtener un espacio en la Feria del Libro

Algunos expositores llegarán a tener hasta 120 metros cuadrados. Mientras que, para abaratar costos, otros sellos decidieron compartir el mismo stand.

Cuánto cuesta obtener un espacio en la Feria del Libro




Si hay crisis, que no se note. Y menos si esa crisis puede llegar a atentar contra los libros. Porque cuando el jueves se abra la puerta de la 39° Feria del Libro Internacional de Buenos Aires, a las 17 h., los curiosos y los apasionados lectores encontrarán a 450 expositores, que representan a 5000 sellos editoriales, con todo su arsenal arriba de las mesas.

Para estar en la Feria, las editoriales debieron pagar un valor de $ 1600 por metro cuadrado, cuando en 2012 ese monto estuvo en los $ 1400. “Aumentamos muy poco, a pesar de los aumentos generales. Y lo que recaudamos con el alquiler de los stand lo usamos para hacer la programación. Tratamos de ser una feria inclusiva”, explicó Gabriela Adamo, directora ejecutiva de la Feria, a Apertura.com. En 2012, el aumento del valor del stand -en comparación con 2011- estuvo alrededor del 12 por ciento. Y en aquél entonces, el espacio mínimo para alquilar era de 12 metros cuadrados, lo que hoy significarían unos $ 19.200.

Uno de los stands más grandes será el de Café Amsterdam, ya que representa a la ciudad holandesa y una de las estrellas de la industria editorial a nivel mundial. Así, con 120 metros cuadrados –unos $ 192 mil de inversión- será la apuesta fuerte de la Feria.

Feria del libro

Mientras tanto, la intención de que todos estén presentes, más allá de la inflación o de la crisis económica europea, se vio reflejada en la movida llevada adelante por siete editoriales españolas. La Federación de Gremios de Editores de España, acostumbrada a desembarcar con importantes espacios en la Feria, no tendrá la misma presencia este año, por lo que pequeñas editoriales ibéricas se juntaron para poder decir presente y dividir los gastos. “Siempre venía la Federación, pero por la crisis no vienen y no ponen los stand. Y las editoriales chicas estaban preocupadas y les propusimos que vinieran en grupo”, contó Adamo.

Y no fueron los únicos. Otras siete editoriales –argentinas, en este caso- también se agruparon para compartir un stand y así solventar mejor los gastos y tener una mayor presencia. Todos buscan que las 1,2 millones de personas que visitaron la Feria el año pasado –y que se estima que se repetirán en esta oportunidad- pasen por su stand.

Exposiciones picantes

Las últimas presentaciones de la Feria del Libro tuvieron el tironeo político a flor de piel. Incluso, la presentación del libro Indek: historia íntima de una estafa, de Gustavo Noriega, terminó con corridas, insultos y sillazos en 2010. “La verdad es que no queremos tomar medidas (frente a posibles problemas). La feria es un lugar para que todos digan su opinión. No quisiéramos poner reglas. Las polémicas que se dieron hasta ahora son las de la sociedad”.

Finalmente, explicó: “Desde lo personal me da tristeza cuando se habla más de la polémica que de libros, y viendo la programación me alivia que haya menos presentaciones de libros políticos y más de ficción”.



¿Te gustó la nota?

0

0

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas de tu interés

Recomendado para vos