22 de Noviembre 2017

Airbus presentó un plan de crecimiento a 20 años que demandará US$ 352.000 millones

Rafael Alonso, presidente regional de una de las mayores compañías fabricantes de aviones del mundo, participó esta semana del ALTA Airline Leaders Forum y dialogó con Apertura sobre las perspectivas de crecimiento para las próximas dos décadas.

Airbus presentó un plan de crecimiento a 20 años que demandará US$ 352.000 millones

352.000 millones de dólares, 49.130 nuevos pilotos, 53.800 nuevos ingenieros de mantenimiento y la construcción de 2677 aviones. Estos son sólo algunos de los números proyectados por Airbus para cumplir con las demandas de la región durante los próximos 20 años. De acuerdo a su Previsión Global de Mercado, presentada esta semana, la compañía de fabricación de aviones deberá cumplir con estos requerimientos para hacer frente a las necesidades del tráfico aéreo latinoamericano, que crecerá –en promedio– en torno al 4,4% anual hasta 2036.

La Previsión Global del Mercado de Airbus (GMF, por sus siglas en inglés) estimó que para hacer frente a dicha tasa de crecimiento, que estará liderada por el desarrollo de la clase media –que calculan será de 500 millones de personas en la región hacia 2036–, entre 2017 y 2036 su flota deberá alcanzar un total de 2882 aviones, más del doble que los 1211 que operan actualmente en la región. De ellos, 1006 reemplazarán a aviones más antiguos y 1671 harán frente a las necesidades de crecimiento, mientras que los 205 continuarán operando.

Airbus, que reportó ingresos por unos € 67.000 millones en 2016 y emplea a cerca de 134.000 personas a nivel mundial, prevé también que, si la economía en Argentina aumenta a un ritmo del 2,6% anual durante los próximos 20 años, en 2036 harán falta 330 aeronaves para satisfacer la demanda del mercado. Además, dentro de dos décadas, ciudades como Bogotá, Buenos Aires, Lima, Ciudad de México, Santiago y São Paulo se unirán a Cancún, Ciudad de Panamá y Río de Janeiro y recibirán 150.000 pasajeros de larga distancia cada día.

Tras participar del ALTA Airline Leaders Forum que se desarrolló entre el domingo 19 y el martes 21 de noviembre en la Ciudad de Buenos Aires, el presidente de Airbus para América Latina y el Caribe, Rafael Alonso, dialogó con Apertura.com sobre el plan de crecimiento trazado por la compañía y el desarrollo del sector en el país y la región.

¿Qué es la Previsión Global de Mercado que realiza Airbus y cómo se desarrollará el plan trazado para los próximos 20 años?

Es una previsión que hacemos cada año para los siguientes 20 años y que vamos reactualizando. Lo hacemos porque como fabricantes necesitamos saber cómo va a ir evolucionando el mercado, cuántos aviones y de qué tipo se van a requerir. Son cifras que, además, coinciden con los números que manejan nuestros competidores. Estas perspectivas que vemos ahora han ido aumentado en los últimos años.

¿Qué importancia tiene la región para el proyecto global de Airbus?

América Latina representa alrededor del 8% de nuestras ventas a nivel global, y entre el 6% y el 7,5% en cuanto a tráfico, pasajeros y número de aviones. La región ha evolucionado muchísimo en estos últimos años y ha pasado de ser un mercado incipiente a uno que cuenta con compañías de primer orden a nivel mundial. El mercado ha madurado mucho, la flota de las compañías aéreas de la región es una de las más jóvenes del mundo y el crecimiento que estamos viendo lo ubica por encima del que se dará en otras regiones.

Rafael Alonso, presidente de Airbus para América Latina y el Caribe.

¿Qué presencia tiene hoy Airbus en América latina?  

Prácticamente estamos presentes en todos los países de América latina. Tenemos unos 650 aviones en operación, hemos triplicado la flota que está operativa en la última década y hemos vendido más de 1000 aviones en los últimos años. El 53% de los aviones que operan en América latina son Airbus y, si se analizan las ventas realizadas en la región en los últimos 10 años, el 65% de los aviones vendidos son Airbus. Tenemos una posición importante, somos el fabricante número 1 en la región y esperamos seguir creciendo.  

¿Cómo es la situación actual del mercado en la región y cuáles son las perspectivas de crecimiento?

En América latina y el Caribe, el número de viajes per cápita por año está en torno al 0,8, mientras que en Europa está en 1,5 y en los Estados Unidos, en 2. Esto significa que hay un potencial de crecimiento muy grande. Esto va a estar impulsado por el crecimiento de la clase media, que para 2036 llegará a 500 millones de personas en la región. Mientras más sea, mayor será el número de viajes ya que esos son todos potenciales pasajeros. América latina es también la segunda región del mundo donde la gente vive más cerca de las ciudades grandes y eso da una mayor propensión a viajar. Otro aspecto interesante es que si se comparan las 20 ciudades más importantes de la región sólo un 40% de ellas tiene conexiones diarias. Esto significa que hay un potencial muy grande.

¿Y qué rol juega el desarrollo de rutas y obras de infraestructura en ese crecimiento que proyectan para la región?

Sin infraestructura no puede haber desarrollo, no puede haber crecimiento. El crecimiento de la aviación debe siempre estar acompañado por el desarrollo de la infraestructura. En América latina se ha mejorado mucho en estos últimos años, se han hecho nuevos aeropuertos y se han mejorado los que ya existían. Pero debe hacerse todavía más. También debe hacerse más en el tratamiento de los pasajeros. Una persona que llega a un país, después de un vuelo de horas, no puede pasarse una hora y media en el control de pasaportes. Si la parte del suelo no se actualiza va a ser muy difícil que las compañías aéreas sigan desarrollándose.

¿Se están viendo mejoras en ese sentido en los últimos años?

Sí, indudablemente. Todavía hay mucho por hacer, pero ha habido una mejora. Concretamente, en la Argentina también estamos viendo una apertura de las regulaciones, se está facilitando la creación de nuevas compañías aéreas, se están abriendo nuevas rutas. Y todo eso es bueno para la industria.

¿Qué balance hace del año 2017 y cuáles son las perspectivas de cara a 2018?

Para Airbus, este 2017 terminará siendo un muy buen año. Todavía tenemos una serie de contratos por finalizar, pero pensamos que puede ser un año récord a nivel de ventas. El hecho de que Brasil esté saliendo de la crisis es muy bueno para la industria ya que tiene un peso muy grande en la región, y vemos con satisfacción la evolución de la Argentina en términos de nuevas compañías, nuevas rutas y una mayor apertura. Esto hará que se desarrolle mucho el tráfico en los próximos años. Y para 2018 proyectamos que continúe el crecimiento. Será un año en el que seguiremos viendo la llegada de compañías low cost, que seguirán afianzándose y también veremos un buen año en términos de ventas de aviones. Somos optimistas de cara al futuro, siempre lo hemos sido y nos hemos afianzado en esa visión. 



¿Te gustó la nota?

0

0

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas de tu interés

Recomendado para vos