Comunicación + creatividad + tecnología: tres rubros en uno

Comunicación + creatividad + tecnología: tres rubros en uno

Dos profesionales del mundo de la publicidad decidieron innovar con una propuesta totalmente diferente de negocio. Qué hacen y qué marcas ya los buscaron. 

27 de Junio 2012

Nicolás Pimentel y Pedro Saleh conviven con el desafío permanente de salir de su zona de confort. Pimentel, ex BBDO, y su socio, dueño de la productora Saque, empezaron a trabajar en lo que hoy es +Castro en junio de 2010, en bares. “Fue una forma de minimizar la inversión”, recuerdan los creativos, quienes decidieron fundar un negocio, en una industria inexistente en el país. Fundaron +Castro, un concepto que ellos mismos definen como “casa de innovación”.

¿Qué hacen? Generan experimentos en comunicación, integrando producción, desarrollo de tecnología y creatividad. “Producimos lo que pensamos”, explica Pimentel. Agrega que el primer experimento fue su propia agencia. “Nos obsesionamos por tener clientes.

El modelo es totalmente diferente al de una agencia de publicidad”, detalla Saleh. La empresa cerrará el año con una facturación de $ 6/8 millones. La prueba más fehaciente de que apuntan a un negocio diferente es que, recién, en noviembre del año pasado, abrieron una oficina. Además, trabajan con un estructura pequeña: ocho empleados, todos senior, y por proyecto. Esa forma les da flexibilidad para generar alianzas y customizarse, según el negocio.

“El modelo es colaborativo y cerramos alianzas, en función de las necesidades”, explican los entrepreneurs, quienes ya trabajaron para diferentes marcas, tanto a nivel local como regional e internacional. Algunas son Lay’s, Personal, Claro y Nike. Para esta última, por ejemplo, idearon una acción en la que mezclaron un juego online con experiencia, ya que, a través de soplidos en el micrófono de su computadora, un usuario podía disputar una carrera de zapatillas en el punto de venta de la marca.

También, fueron los inventores de la máquina de Lay’s que permite obtener una bolsa de papas fritas a partir de insertar una papa natural, una acción de sampling de la que ya participaron 40.000 personas en el país y que exportarán a Rusia, México y Brasil. La elección del nombre “+Castro” también hace honor a su modelo. “Buscamos algo incómodo. Y que nos recuerde que la incomodidad nos lleva, permanentemente, a seguir innovando. Castro puede ser desde Fidel hasta ‘Locomotora’ o la primera calle del circuito gay de San Francisco”, concluyen.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos