Quién es quién dentro del gabinete económico
Negocios

Quién es quién dentro del gabinete económico

De dónde vienen y cómo piensan los funcionarios que el ministro de Economía eligió para que lo escolten en su gestión. Uno por uno.

Por Cecilia Boufflet 07 de Marzo 2014



En la historia del Palacio de Hacienda, probablemente, el equipo con el que asumió Axel Kicillof el 20 de noviembre sea el más desconocido para el mundo empresario. Los hombres de negocios, habituados a tener nombres propios que les tienden puentes para entrar a Hipólito Yrigoyen 250, se encuentran con un grupo de intelectuales y académicos, con quienes tienen que construir una relación desde el punto cero. El grupo que encabeza Kicillof está conformado por Emmanuel Álvarez Agis (secretario de Política Económica), Augusto Costa (Comercio), Pablo López (Finanzas) y Paula Español (subsecretaria de Comercio Exterior). Con excepción de Español (proviene de La Cámpora), el resto comparte espacios académicos y de militancia desde hace tiempo y, siempre, tuvieron como referente al actual Ministro de Economía.

kicillof_img_uno_NUEVA__crop_1392327141998.jpgAxel. Kicillof es una de las nuevas caras del gabinete económico. Foto: Archivo Apertura. 

Si bien La Cámpora allanó el camino de Kicillof a Cristina Fernández (su capacidad intelectual y su oratoria deslumbraron a la Presidenta, algo que él se esmera en resaltar), el actual jefe del Palacio de Hacienda no es un militante del peronismo. Creó la agrupación TNT (Tontos pero No Tanto), que, en 2001, obtuvo la presidencia de la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA). Desbancó a Franja Morada, que detentaba un liderazgo histórico. Kicillof, también, fue secretario General, durante 10 años, de la Asociación de Docentes. Todo el equipo económico actual pasó por TNT y fueron o sus compañeros de facultad o estudiantes y ayudantes de cátedra. Pero la política partidaria les resultó bastante ajena. Hasta que se vincularon con La Cámpora.

Axel Kicillof.  Quienes lo conocen lo definen como un economista de formación marxista pero pragmático. Entre el planificador teórico que ingresó a Techint o a YPF hace más de dos años y el actual ministro hay una diferencia. “Llega con sus ideas. Pero escucha y, si es necesario, no diría que cambia pero ajusta sus planteos, para que sean realizables”, dice alguien que compartió un directorio con él. Si bien fue asesor económico de diversas organizaciones gremiales y de las secretarías generales de la CTA y de la CGT, tampoco cuenta con un fuerte apalancamiento en el ámbito sindical. Su gran debilidad es su dificultad de relacionarse y generar empatía con los interlocutores, sean sindicalistas, empresarios o gobernadores, cuentan. “Axel tiene poder en términos absolutos y su relación con Máximo es fuerte. Pero es difícil ver el volumen político que pueda tener frente a funcionarios con mayor experiencia de armado y picardía, como Julio de Vido o Florencio Randazzo”, desliza un ex ministro que sabe de esas presiones porque las sufrió en carne propia. La disputa de poder que, todos esperan, en algún momento tenga será con el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich. Por ahora, el chaqueño manda y se lo hace saber. Le pide el reporte de cada paso que da. Kicillof responde. “Para que se enfrenten, falta tiempo. Por ahora, Axel sabe que es mejor para todos que esté el ‘Coqui’”, describe una fuente oficial.

Augusto Costa. El Secretario de Comercio remplazó el sillón caliente que dejó nada menos que Guillermo Moreno. Amigo personal de Kicillof, ex compañero de facultad, es, probablemente, con quien más confianza tiene el ministro. Costa casi no tiene vínculo con hombres de negocios. Por lo tanto, los primeros empresarios de alimentos y supermercados que fueron a verlo para negociar los acuerdos de precios modelo 2014 no sabían con quién se encontrarían. Después de varias semanas de negociación, lo describen como un hombre de convicciones, que discute y mantiene su postura, pero escucha y recibe planteos. “En eso, hay un cambio importantísimo con Moreno, quien, primero, avanzaba y hacía los cambios un mes después, cuando surgían los problemas que le marcábamos”, compara un empresario. El mismo hombre de negocios marca las debilidades de Costa: “Muestra sus cartas, dice lo que está estudiando, admite que no sabe aún qué camino tomará y nosotros, en ese titubeo, ganamos espacio”. También, tiene acción limitada por las internas. En las reuniones con supermercadistas y alimenticias, lo vigiló un soldado de Capitanich, Sebastián Agostini, quien sólo destaca por su falta de formación, según critica la fuente.

Emmanuel Álvarez Agis. Macroeconomista, pragmático. Álvarez Agis tiene 10 años menos que Kicillof y fue su alumno y, luego, ayudante de cátedra. De su mano, entró al CENDA, el centro de estudios económicos que fundó el ministro y que tuvo al nuevo secretario de Política Económica abocado a elaborar un índice de precios que contradecía a la inflación que medía el Indec de Moreno. El dato dejó de difundirse cuando los primeros miembros de ese espacio llegaron al Gobierno. Es el menos antiempresario pero, también, el más kirchnerista del nuevo equipo económico. De hecho, alguien que lo conoce desde la facultad asegura que Álvarez Agis se paró de la vereda del Gobierno en 2009, cuando Kicillof se mostró crítico de la política de retenciones móviles que proponía la resolución 125. “Yo estoy acá porque Cristina es lo más a la izquierda que se puede encontrar en el capitalismo”, aseguran que le escucharon decir para justificar su ingreso al Gobierno. Ex empleado de Edenor fue, luego, director estatal en la distribuidora eléctrica. Quienes lo conocen como economista aseguran que, desde que asumió como viceministro, está concentrado en resolver la restricción externa y en generar el ingreso de dólares adicionales a la economía, que, el año pasado, perdió unos US$ 13.000 millones de reservas. Fuera de las urgencias, y más como tema de estudio, Álvarez Agis está fascinado con el análisis de la nueva ley de inversiones que fijó Raúl Castro en Cuba. La norma muestra una apertura de la isla al ingreso de capital privado.

augusto costa img Costa. Es el reemplazante de Guillermo Moreno en la secretaría de Comercio Interior. Foto: Noticias Argentinas. 

Pablo López. El Secretario de Finanzas es el personaje de perfil más bajo dentro del equipo económico y su relación con Kicillof no es tan estrecha como la del resto del gabinete. “Es un profesional teórico, académico y no de campo, lo que hace que casi no tenga relaciones dentro del sistema financiero”, asegura un hombre de la Bolsa de Comercio. Como Kicillof, fue estudiante del Nacional Buenos Aires. Trabajó en la ley de Mercado de Capitales y tiene el desafío de amigar a la Argentina con los círculos financieros. Su agenda más urgente está centrada en lograr que el mercado de capitales funcione, para que el Banco Central deje de perder reservas y el país acceda a créditos. Entre las primeras medidas que autorizó, figura una, hecha a pedido de los hombres de la City. Se trata de la autorización para que vuelva a operar lo que se conoce como “dólar MEP”. Consiste en un vehículo para permitir que los dólares que cobren los tenedores de bonos argentinos se reinviertan en el mercado local y no se fuguen, como ocurría hasta ahora.

Paula Español.  La Subsecretaria de Comercio Exterior es la que tiene el perfil político más alto. Sus vínculos con La Cámpora son independientes de Kicillof. De hecho, la economista fue candidata a legisladora porteña en la lista K en Capital. De todas formas, se conoce de largo tiempo con todo el equipo económico. Español militó en TNT, aunque, en esa agrupación, ella tenía como referente directo a Iván Heyn, no a Kicillof. De hecho, ella llegó antes al Gobierno, con el extinto Subsecretario de Comercio, a fines de 2011. “Aunque no es del círculo cerrado de Kicillof, Costa no dudó en rescatarla cuando falleció Heyn”, relata alguien que los conoce de cerca. En un equipo donde se miden lealtades, a Español sus compañeros le cuestionan la falta de fidelidad. “Cuando tuvo que defender a Moreno, lo hizo y si, ahora, tiene que defender a Kicillof, también lo hace. Pero es un cuadro operativo, no tiene un marco ideológico específico, como el resto”, dice la fuente. Su llegada a la Subsecretaría de Comercio Exterior es una revancha. Español fue segunda de Beatriz Paglieri en ese puesto y renunció por el maltrato que recibía de la polémica número dos de Moreno.

Estos son los cinco referentes del nuevo equipo económico. Un destacado militante político de los ’70, que trata a varios de ellos, asegura que, cuando salgan de la función pública, volverán al mundo académico. “No seguirán a cualquier delfín de Cristina que venga del peronismo”, asegura. 
 

La edición original de este artículo se publicó por primera vez en el número 241 de la revista Apertura.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos

Notas Relacionadas