Ernesto Allaria: “El blanqueo va a ayudar mucho a que el mercado aumente sus volúmenes”
Negocios

Ernesto Allaria: “El blanqueo va a ayudar mucho a que el mercado aumente sus volúmenes”

Por Ricardo Quesada 27 de Octubre 2016

 “Yo empecé poco antes de la hiperinflación. Después vinieron las privatizaciones, el agrandamiento de la plaza en los ‘90, la drástica reducción tras la crisis de 2001…”, relata Ernesto Allaria, hoy presidente del Mercado de Valores (MerVal), quien dio sus primeros pasos bursátiles allá por 1985. A la vez recuerda que hace unos 20 años el mercado de equity movía unos US$ 250 millones por jornada. Hoy, ese volumen se redujo al 10 por ciento.

Sin embargo, tras las reformas introducidas por el Gobierno y después de los contactos hechos en el Foro de Inversiones  realizado en el Centro Cultural Kirchner (CCK), Allaria es optimista y cree que el mercado de capitales volverá a tener los volúmenes que manejaba años atrás.

¿Cuál es la evaluación que hace de estos primeros nueve meses del Gobierno?

Muy optimistas. El levantamiento del cepo cambiario, más el acuerdo con los holdouts, todo eso ayudó a la economía y, especialmente, al mercado de capitales. La Argentina volvió al mercado internacional de deuda, tanto el Estado nacional, como provincias, como empresas, pudieron volver a ese mercado de deuda y colocaron US$ 38.000 millones, lo que les permitió financiar deudas de corto plazo y todo eso ayudó a que estemos hoy mucho mejor. Para las empresas y para las provincias, acceder a un mercado internacional, a un mercado de capitales más grande, como creemos que va a pasar, es muy importante.

¿Cómo se puede trabajar para que crezca el mercado de capitales?

El mercado es chico localmente, pero nosotros lo tenemos en el exterior. Lo que tenemos que trabajar, aparte de que crezca –porque la verdad es que la Argentina se está volviendo a reinsertar en el mundo- es que el mercado de capitales vuelva a operar en la Argentina. Esa es una de nuestras premisas: hacer crecer el mercado de capitales.

Para eso ya estamos trabajando desde hace tiempo, por lo menos de nuestro lado. Después tiene que colaborar el Gobierno. De nuestro lado, en los próximos dos meses va a estar en funcionamiento la nueva plataforma de negociación, de la empresa Millennium, que es la que usa la Bolsa de Londres. Para tener una idea, esta plataforma acepta 700 órdenes por segundo, 100 veces más que en la actualidad. Eso significa tener transacciones más rápidas y más eficientes.

Por otro lado, estamos formando una nueva institución. Falta la aprobación de la Comisión Nacional de Valores (CNV) y de la Inspección General de Justicia, que se llama Bolsas y Mercados Argentinos (B&MA), que tiene la propiedad del 100 por ciento de la Caja de Valores, nuestra central depositaria, y eso nos da una solvencia patrimonial como mercado, muy importante.

Este año salieron a Bolsa dos compañías, Havanna y Banco Supervielle, pero el empresario argentino no tiene la cultura de hacer que su empresa sea pública, ¿cómo se puede cambiar eso?

Principalmente, con educación. Hay que hacer mucha docencia. Tal vez sea repetitivo, pero en Brasil se trabajó mucho esto. Como ejemplo, en los veranos Bovespa alquilaba un colectivo y se iba por todas las playas de Brasil para enseñar qué es un mercado, la Bolsa, por qué conviene financiarse en la Bolsa.

Entonces hay que trabajar mucho, todos los participantes: B&MA, la Caja, la CNV, los brokers, todos tienen que trabajar en hacer docencia con el público, porque es la demanda, los inversores. En el exterior hay que mostrar que la Argentina cambió, para que vengan, pero allá saben perfectamente lo que es un IPO, una salida a Bolsa. Principalmente, hay que trabajarlo acá. Es una cuestión que lleva tiempo. No es una tarea fácil.

¿Por qué cree que existe esta reticencia, más allá de la educación?

Hay mucho desconocimiento y dentro del desconocimiento, por lo general hay dudas por parte de la gente, incluso de las empresas. No todas las PyMEs hacen la contabilidad de acuerdo con las normas de la CNV o de la SEC. Obviamente, depende del tamaño de la empresa, pero por eso la idea es tener distintos segmentos de mercado. Es todo un proceso, la PyME probablemente haga, como quien dice, las divisiones inferiores dentro del Mercado Argentino de Valores, con estándares más bajos, porque no les da para cotizar en el  B&MA.

El ahorrista en general tampoco se anima a invertir en acciones o bonos, ¿qué se puede hacer para atraerlo?

En los Estados Unidos el mercado de capitales llega al 70 por ciento de la población, directa o indirectamente. Acá, estamos entre el 2 y el 3 por ciento.

Hay mucho por explotar. Nosotros tenemos el Instituto Argentino de Mercado de Capitales, que hoy actúa sobre universidades y secundarios. Tenemos que llegar a la población con difusión, con los medios… Hay que llegar a todos. En otros países, como en Brasil, se llegó muy fuerte con los fondos comunes de inversión. Para esto estamos hablando con la cámara de fondos, que, de hecho, tiene un representante en el directorio de B&MA.

¿Qué sensación dejó el foro de inversores que se realizó en el CCK?

Dejó una muy buena sensación. Me pareció una muy buena idea eso de hacerlo todo acá y no tomar un avión e ir a cada país a mostrar a la Argentina en el mundo. Vimos en el foro cantidad de extranjeros, de todas las industrias. Creo que se mostró el cambio que está sucediendo en la Argentina. Y hubo muchas consultas. Nosotros, como Merval, tuvimos muchas reuniones con gran cantidad de fondos de inversión que vinieron a preguntar qué está sucediendo.

¿Cómo ve el panorama del mercado de capitales en los próximos años?

Con mucho optimismo, con gran expectativa. Ya estamos sintiendo algunos cambios que estamos haciendo. Creo que el blanqueo va a ayudar mucho a que el mercado aumente sus volúmenes. La verdad es que creemos que hay muy buenos datos de lo que se puede llegar a exteriorizar. Y si el 10 el 15 por ciento ingresa a la Argentina y una parte de eso ingresa en el mercado, vamos a ver otros volúmenes.

Otra cosa que va a ayudar el año que viene es la revisión del Morgan Stanley Index. Eso hace rebalancear las carteras del exterior y se especula que por ahí ingresarán unos US$ 7000 millones. Y, la verdad es que si va mejorando el país, la inflación y hay más estabilidad, el mercado va a crecer de la mano del país.

Pero el blanqueo no obliga a traer el dinero al país...

En parte sí y en parte no. Pero lo que sí hace es que la gente empiece a pensar sus inversiones, también, en función de cómo va a pagar impuestos. Uno si tiene la plata afuera tributa más que si la tiene adentro. Entonces, todo eso va a lograr que los inversores piensen no sólo en la rentabilidad, sino en cuánto van a tributar, porque están directamente relacionados. Y eso hará que inviertan más en el país.

¿Cuál es el incentivo que tienen para traer la plata a la Argentina y volcarla al mercado de capitales?

Primero, la rentabilidad. Y después el riesgo, si estamos pensando que la Argentina va a mejorar... Está bien que cuanto menos riesgo, menor rentabilidad. Pero es toda una ecuación. Dejar la plata afuera a una rentabilidad mínima, cuando la Argentina puede ofrecer un 6 o 7 por ciento en dólares, no deja dudas de qué hacer. Habrá, además, fondos cerrados, que permitirán ingresar al blanqueo sin pagar la multa. Van a existir instrumentos nuevos, locales, que harán crecer al mercado y van a resultar atractivos para los que decidan blanquear.

Mientras se empieza a discutir una reforma a la Ley de Mercado de Capitales, ¿qué les gustaría que se modificara para darle una mejor performance al mercado local?

No quiero que parezca que estamos haciendo lobby, pero lo que sabemos es que básicamente se van a tocar los artículos 19 y 20. Y se va a definir para el lado del mercado, muy fuerte con la CNV y la regulación que se haga de esta ley. ¿Habrá más reformas? Sí, pero nos enteraremos en la medida que la Secretaría de Finanzas vaya anunciándolo.

Lo que sí vemos es que se le va a dar un rol protagónico al mercado de capitales.

¿Cree que el Gobierno logró desarmar la maraña heredada?

Lo está logrando, pero no es fácil. Este año tenía una gran maraña en tarifas, tuvo su gran lucha con este tema. Esperemos que el año que viene lo vaya a lograr. No es fácil, pero lo más difícil era implementarlo. Y lo está haciendo.

 

El artículo completo fue publicado en la revista Apertura, La City.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

2 Comentarios

benedictodos800 Reportar Responder

DESPUES DE ESTO ALGUNOS PARECERAN HONESTOS, Y DIRAN LA SITUACION NO DABA PARA OTRA COSA JAAJAJAJ LOS POBRES DIRAN NOSOTROS EN ESA EPOCA NO COMIAMOS Y LISTO

Julian Angel Spenna Reportar Responder

EL BLANQUEO SE ESTA PRODUCIENDO POR EL ATRACTIVO DE LAS ECONOMIAS AMERICANAS TANTO ES ASI POR EL PORCENTUAL QUE DARA EL RENDIMIENTO DE ESOS CAPITALES PROFUGOS

Videos

Notas Relacionadas