Slim y Gates hacen RSE en América latina

Slim y Gates hacen RSE en América latina

Los dos hombres más ricos del mundo lanzan un programa de salud que se enfocará en las comunidades indígenas de la región. 15 de Junio 2010

Sus fortunas, sumadas, alcanzan los US$ 100.000 millones. Se trata de Carlos Slim y Bill Gates, los dos hombres más ricos del mundo, quienes anunciaron un esfuerzo conjunto para llevar servicios básicos de salud preventiva en el sur de México y Centroamérica. Slim, quien llegó por primera vez este año al tope de la lista de Forbes como la persona con mayor patrimonio en el globo, patrocinará junto con Gates, cofundador de Microsoft, un programa de vacunación, nutrición infantil y cuidados a recién nacidos dirigido a la población más pobre de la región. Cada uno donará US$ 50 millones a la iniciativa.

El programa de cinco años tiene como objetivo comunidades indígenas -particularmente mujeres y niños- desde el sur de México a lo largo de América Central hasta Panamá. Slim y Gates son los dos hombres más ricos del mundo pero los empresarios siguieron caminos muy distintos para acumular sus riquezas. Con intereses en la programación de computadoras durante su infancia, Gates dejó la Universidad de Harvard sin haberse titulado y trabajó en el desarrollo de software, que eventualmente lo llevó a la creación de Microsoft. Por su parte, Slim, un negociador nato, pasó años de su juventud en el sector financiero antes de comprar la entonces empresa estatal de telefonía Teléfonos de México TELMEX en 1990, en una jugada que disparó su fortuna.

Ambos han hecho de la salud una piedra angular de sus esfuerzos filantrópicos en los últimos años. “Sí, esta es la primera vez que trabajamos juntos en un programa de ayuda pero seguramente no será la única o la última”, dijo Slim a reporteros en el museo de Antropología en la Ciudad de México.

Ambos personajes han donado una porción de sus respectivas fortunas a través de sus asociaciones de caridad, pero mientras Gates ha enfatizado en el desarrollo de vacunas y nuevas ciencias de la salud, Slim ha canalizado la mayor parte de sus recursos a programas culturales y deportivos.

Los dos empresarios han hecho hincapié en las necesidades de nutrición y salud de los pobres. “Nuestra fundación tiene mucha innovación en términos de nuevas drogas y vacunas y lo que se necesita son ambas para inventar nuevas herramientas e innovación, y entrega para poner a disposición esas herramientas”, dijo Gates.

Mientras que Slim ha preparado a sus seis hijos para continuar con su riqueza e interés público, Gates, padre de tres, ha dicho que espera deshacerse de la mayoría de su enorme fortuna. Slim ha dicho que un hombre de negocios hace más creando empleos y riqueza a través de la inversión que “siendo Santa Claus”.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos