Relax con aires norteños

Relax con aires norteños

Además de acercar una armonía única de historias y atractivos entre montañas, poblados como Cachi, Purmamarca y Tilcara enmarcan propuestas de alojamiento que han sabido conjugar relax y confort con los apacibles paisajes del norte argentino. 15 de Julio 2011

La búsqueda del descanso y el silencio, entre paisajes que pongan distancia al stress urbano bien puede derivar los planes de unas próximas vacaciones hacia los encantos norteños, donde los cortos días del invierno dan lugar a agradables paseos, mientras las noches frías invitan a relajarse de la mano de un buen nivel de alojamiento, donde no falten propuestas de spa y ricos sabores regionales.

Entre los poblados de esta región, uno de los destinos que ha ganado gran atractivo es Cachi, a poco más de 100 kilómetros de la capital salteña. Aquí pueden destacarse las prestaciones de La Merced del Alto, un alojamiento que se alza sobre un pintoresco valle rodeado de cerros, ríos y arroyos, al pie del Nevado de Cachi. Desde sus ventanales, los paisajes invitan a explorar los Valles Calchaquíes o, simplemente, a disfrutar de la inestimable tranquilidad del lugar.

Además de sus confortables habitaciones y espacios compartidos, en esta época lo que cobra especial seducción son los platos de cocina andina gourmet del restaurante, los vinos de la cava y, por supuesto, los tratamientos relajantes del spa. A estos servicios se agrega la calidez del lugar, con una arquitectura regional típica, de amplias galerías que realzan la nobleza de materiales como el adobe, el cañizo y los cerámicos cocidos.

Placeres de Purmamarca
Prosiguiendo por un circuito para descubrir los placeres del norte del país, bien puede seguirse camino hacia una localidad jujeña tan pintoresca como Purmamarca. A 2.192 metros de altura, este pueblo parece estar detenido en el tiempo, con un movimiento pausado que gira en torno a la plaza y a la iglesia Santa Rosa de Lima, fundada en 1648. Para quedarse hay dos excelentes opciones de alojamiento: La Comarca y Manantial del Silencio.

El hotel La Comarca, construido con materiales como cardón, piedra, madera canteada a mano, quebracho, cañas y adobe, tiene una estructura organizada alrededor de una plaza central, donde se ubican, escalonadas, un grupo de habitaciones dobles, cabañas y casas, como recreando el típico caserío andino. Cada habitación combina artesanías y pinturas de artistas locales con diseños modernos, conformando ámbitos agradables que se conjugan con las propuestas del spa. Sauna, jacuzzi, gimnasio, piscina climatizada, gabinetes para masajes y tratamientos de belleza son algunas de las opciones del centro de relax, donde no falta un bar con jugos naturales y refrescos.

Otra alternativa, sobre la ruta 52, es Manantial del Silencio. De estilo colonial, este hotel cuenta con amplias y luminosas habitaciones. Decorado con muebles de madera, arañas de hierro, aguayos (tejidos andinos) y obras de arte, el edificio austero y blanco contrasta con el imponente marco que le imprime el Cerro de los Siete Colores. Un espacio distintivo para el invierno es el acogedor salón de estar, que invita a tomar unos tragos y relajarse al calor de un hogar a leña.

Calidez en Tilcara
Saliendo de Purmamarca la carretera sigue ascendiendo hasta Tilcara, el centro comercial y cultural más importante de la zona. Aquí, en el corazón de la Quebrada de Humahuaca, la seducción de algunos alojamientos es ineludible. Cerca de la entrada sobresale Quinta la Paceña, una construcción de anchos muros de piedra y adobe, techos típicos de álamo, caña y barro, y el espíritu de una vieja quinta del siglo XIX. Imperdibles momentos como el de un desayuno con deliciosas mermeladas caseras o el de un trago y un libro junto al fuego de una chimenea.

Entre otras alternativas de buen nivel de servicios y aires típicos también aparece Rincón de Fuego, un alojamiento de cuidada decoración, con techos de caña y maderas de cardón que brindan un marco ideal para disfrutar de los aromas de tamales, humitas y locros que llegan humeando desde la cocina.

Vale notar, por otra parte, que de los pueblos de la Quebrada de Humahuaca, declarada patrimonio mundial de la humanidad por la UNESCO, Tilcara es el que ofrece mayor variedad gastronómica y vida cultural. Para paseos de compras habrá que tener en cuenta la tradición local en tejidos de lana de oveja y llama, cerámicas, artesanías en piedra, cuero y cardón. Por supuesto, alguna tarde de sol no debe dejar de hacerse una escapada hasta el afamado Pucará de Tilcara, una reliquia de la época incaica que domina visualmente gran parte del valle.

Datos útiles
La Merced del Alto.
Tel.: (03868) 490030. Web:
www.lamerceddelalto.com
La Comarca, Jujuy.
Tel.: (0388) 4908013 Web:
www.lacomarcahotel.com.ar
Manantial del Silencio.
Tel.: (0388) 4908080. Web:
www.hotelmanantial.com.ar
Quinta La Paceña.
Tel.: (0388) 4955098. Web:
www.quintalapacena.com.ar
Rincón de Fuego.
Tel.: (0388) 4955130. Web:
www.rincondefuego.com



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos