Los medios aún ganan la pelea por la opinión pública

Los medios aún ganan la pelea por la opinión pública

Pese a la ofensiva del Gobierno contra la prensa independiente, un sondeo realizado para WE revela que ésta sigue ocupando un lugar de preferencia en el ranking de confianza en las instituciones. El Poder Ejecutivo mejoró su performance, pero todavía se ubica muy atrás en la escala de los más confiables. En la batalla con Clarín, los Kirchner también pierden. 22 de Octubre 2010

La pelea sin cuartel que desde hace más de dos años el Gobierno libra contra la prensa independiente tiene un claro ganador, al menos en la opinión pública. Según un estudio exclusivo realizado por la consultora CIO, los medios de comunicación siguen ocupando un lugar de privilegio entre las instituciones que mayor confianza generan entre los argentinos, mientras que el Poder Ejecutivo se ubica en las escalas más bajas de ese ranking. Esto, pese a todo.

La embestida oficial que arrancó en pleno conflicto con el campo con inflamados discursos contra los principales diarios del país -a quienes el Gobierno acusó de ser parte de un plan desestabilizador-, siguió con la estatización de los derechos de televisación del fútbol y se agudizó con la sanción en 2009 de la ley de Medios y este año con el proyecto para controlar Papel Prensa, no alcanzó -al menos por ahora- para desplazar a la prensa del segundo puesto entre las instituciones que mayor confianza generan en la población, detrás de las ONG’s.

“Si bien caen ocho puntos en promedio, si se lo compara con los niveles de 2009, no es suficiente como para ser desplazados por algún otro actor institucional”, afirma Cecilia Mosto, directora de CIO.

Con un 56% de valoración positiva global (muy confiable y confiable), dentro de la categoría medios la encuesta discrimina a las radios, con el 65% de confianza; a los medios gráficos, con un 52%; a la TV, con el 56%, y a los periodistas, con un 51%.

Dentro de la variación negativa general de los medios, la gráfica es la que más cae respecto de 2009, con 13 puntos porcentuales a la baja. “En este caso puede haber influido la ofensiva de la Casa Rosada, pero es poco si se tiene en cuenta que hay un gobierno descalificando su tarea todos lo días”, reflexiona Mosto.

Casi en el otro extremo del espectro, la encuesta revela que la categoría Presidente y ministros refleja una mejoría en los niveles de confianza -pasó del 12% en 2009 a 22% en 2010-, dato que, según la directora de CIO, “debe leerse como un techo y no como una tendencia”.

“El crecimiento del Ejecutivo es una oscilación que acompaña toda la inversión hecha por el Gobierno en los medios de comunicación oficialistas. Hay que comparar ese esfuerzo para lograr una exposición positiva y el logro que obtuvieron, del 22%, una suba de apenas 10 puntos en su posicionamiento”, dice.

Del estudio participaron adultos mayores de 18 años que se ubican dentro de la población informada; es decir, aquellos que leen los diarios, miran los noticieros de TV y son oyentes de los programas de radio.

Al margen del conflicto Gobierno-prensa, el estudio también muestra que las ONG’s son las instituciones que este año lograron trepar al tope de la confianza entre los encuestados. “Es un lugar casi obvio el de las ONG’s. En 2008 ya alcanzaban el 60% de opiniones favorables, y quizá estén representando un lugar que la Iglesia y los partidos políticos han ido perdiendo a la hora de dar respuestas a los problemas de la sociedad”, apunta Mosto.

En efecto; el sondeo muestra que la Iglesia registra en 2010 una caída de 10 puntos respecto de 2009. Pasó de 38% al 28%.

“La Iglesia viene cayendo desde 2008. A nivel local -dice Mosto- la baja tiene que ver probablemente con la posición que la institución viene manteniendo respecto del matrimonio gay, la condena por abuso al padre Julio César Grassi, pero también con una crisis que se manifiesta en el resto del mundo con los escándalos de pedofilia que mellaron su confianza o, incluso, con sus críticas al último Premio Nobel de Medicina”, Robert Edwards, uno de los padres de la fertilización in vitro. “Vemos que la gente ya no tiene tanto pudor en valorar negativamente a una institución que antes era tal vez cuestionada, pero no se socializaba ese cuestionamiento. Se van atravesando barreras que hablan de una sociedad parada de un modo diferente frente a la Iglesia”, señala.

También las empresas se ubican en la lista de instituciones que evidenciaron una caída respecto de 2009. Del 23% de confianza pasaron a tener el 13%.

“Esto tiene que ver con el protagonismo que tuvieron durante la crisis mundial que arrastró a la mayoría de los países y también con su desempeño local, donde vemos que no han establecido vínculos efectivos con la sociedad. Siguen con los planes de responsabilidad social empresaria sin asumir su papel en la sociedad”, sostiene Mosto y agrega: “También la actual discusión por el proyecto para participar de las ganancias empresarias a los trabajadores y algunas declaraciones muy emocionales y poco pensadas de algunos dirigentes en tal sentido reflejan la falta de una estrategia conjunta de las cámaras empresarias. Esta situación las deja más expuestas”.

Casi al final de la grilla, la Justicia alcanza un 16% de confianza entre los encuestados contra el 12% que cosechaba en 2009; los sindicatos el 10%, dos puntos más que el año anterior, mientras que el Congreso se mantiene en un 12%. z we

Gobierno vs. Clarín
Los encuestados por CIO fueron consultados específicamente sobre la pelea que el Gobierno mantiene con el Grupo Clarín. ¿Quién diría que tiene razón?, se les preguntó. Un 37% opinó que el diario tenía la verdad de su parte, mientras que un 17% se manifestó a favor de la postura oficial. En tanto, otro 9% le dio la razón a ambos, un 21% a ninguno y el restante 15% no contestó.

“La población del 37% favorable a Clarín más que duplica a la población que piensa como el Gobierno”, reflexiona Mosto. Y remarca otro dato: “La confianza media de los actores que integran el Grupo Clarín alcanza el 49%, mientras que la confianza media en la línea oficial es del 21%”. Con estos números en la mano, no es difícil concluir que aunque el Gobierno ha intentado a través del armado de su propia estructura mediática asimilar la valoración positiva de los medios, aún no lo ha conseguido. “Algo le aportaron (los medios oficialistas), pero la verdad es que la población sigue eligiendo a Clarín y no a Página 12 para informarse”.

Cómo se hizo
La encuesta, de tipo cuantitativa y probabilística, se realizó sobre una muestra de 800 casos en el área del AMBA (Capital Federal y Gran Buenos Aires). La estructura de distribución permitió analizar los subtotales dentro de un error de +/- 5% y el total, como región, con uno de +/- 3,5% dentro de un nivel de confianza de 95%.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos