La muerte de Kirchner abre un vacío político en la Argentina

La muerte de Kirchner abre un vacío político en la Argentina

La muerte del ex presidente Néstor Kirchner puede fortalecer a la oposición de cara a las elecciones del próximo año, al tiempo que su mujer y sucesora perdió a su aliado más poderoso. 28 de Octubre 2010

Por Eliana Raszewski and Rodrigo Orihuela
 
Kirchner, quien dejó el cargo en 2007 tras batallar con los inversores para reestructurar la deuda de US$ 95.000 millones, murió ayer, a los 60 años, en el hospital José Formenti, de la ciudad El Calafate, a raíz de un paro cardiorrespiratorio.

“Su ausencia crea un vacío de poder y una incertidumbre política de cara a las elecciones presidenciales de octubre de 2011”, dijo Miguel Kiguel, ex subsecretario de Finanzas y titular de la consultora Econviews. Los bonos y las acciones subieron ayer como muestra de la especulación de que la oposición ganará las elecciones y revertirá las políticas que hoy desalientan las inversions extranjeras, mantienen al país fuera de los mercados de deuda y crean en el país la tercera tasa de inflación más alta del mundo.

“Su muerte lleva a la gran pregunta de cómo va a funcionar la dinámica del día a día del gobierno”, dijo Kiguel en conversación telefónica desde Buenos Aires. “Hasta ahora, Cristina siempre estuvo tras la sombra de su marido”.

“Los partidos de la oposición tienen ahora mejores chances para el próximo años por que Kirchner era el candidato más fuerte”, disparó Felipe Noguera, analista político y co-fundador del Latin American Association of Political Consultant.

Cristina Fernández, de 57 años, es elegible para un segundo período de cuatro años y ella y su marido habían asegurado que uno de los dos competiría por la presidencia.

Confrontación
Después de asumir, en 2003, Kirchner rivalizó con los tenedores de deuda al ofrecerles bonos a 30 centavos de dólar a cambio de la deuda en default, que la convirtió en la reestructuración soberana más dura desde la Segunda Guerra Mundial. Además, en 2007, Kirchner removió a varios funcionarios del Indec, una jugada que los inversores dijeron que permitió al gobierno subestimar la inflación.

Fernández irritó aún más a los inversiores al continuar con la política confreontativa de su marido. En 2008, incrementó las retenciones a los granos y a la soja, que llevó al sector del campo a una protesta que duró cuatro meses y que terminó en el Congreso, que drogó el aumento. El mismo año, nacionalizó US$ 24.000 millones de fondos de pensión e incautó Aerolíneas Argentina al grupo español Marsans.

“Para mejorar el clima de negocios, el próximo gobierno deberá cortar los subsidios a la energía, bajar las tasas de exportación para los productos agrícolas y lograr un acuerdo con el FMI y el Club de París”, dijo el líder opositor Francisco De Narváez el último mes.

Rally de mercados
El rendimiento de los bonos en dólares que vencen en 2033 cayó 50 puntos básicos a 8,96 por ciento ayer, el mayor declive desde el 18 de junio, según JPMorgan Chase & Co. El rendimiento cayó 6 puntos básicos más a 8,90 por ciento a las 8:47 de la mañana, horario de New York. Las acciones argentinas que cotizan en New York tuvieron el mayor aumento desde 2008. Los mercados locales estuvieron cerrados por el día nacional del censo.

El rendimiento de los bonos linkeados a la inflación cayó ante la especulación de que la muerte de Kirchner aumenta la posibilidad de que un candidato opositor gane la elección presidencial del año que viene, abriendo el camino para una revisión del instituto de estadísticas, según Augustus Asset Management Ltd.

“Viva Perón”
Miles de personas de reunieron ayer a la noche afuera de la casa de gobierno para presentarle su adiós a Kirchner, quien yacerá en la Casa Rosada. Los dolientes dejaron flores y carteles de “Viva Perón” para apoyar el gobierno. Como parte de los tres días de duelo nacional, la AFA canceló los partidos de este fin de semana.

Se espera que los presidentes de Brasil, Venezuela, Bolivia, Ecuador, Chile y Uruguay vayan al funeral, dijo el canciller.

Si Fernández busca la reelección, podría enfrentarse a la competencia de sus compatriotas peronistas, incluyendo el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, quien se desempeñó como vicepresidente de Kirchner, y el ex presidente Eduardo Duhalde.

Mauricio Macri, el gobernador de la Capital Federal, y el miembro del Congreso, el radical Ricardo Alfonsín, hijo del ex presidente Raúl Alfonsín, dijeron que están considerando ser candidatos presidenciales. El vicepresidente Julio Cobos, un radical que rompió con el gobierno, también es un potencial candidato.

Lluvia de compasión
Kirchne tuvo un rol central en la toma de decisiones del gobierno, y su ausencia significa que la presidente deberá tomar control por su cuenta por primera vez, dijo en una entrevista telefónica Daniel Kerner, analista de Eurasia Group. Será ayudada por una lluvia de apoyo y compasión pública y podría aumentar y reforzar sus chances de ser reelecta, dijo.

La muerte de Kirchner no necesariamente significa que Fernández echará hacia atrás sus ambiciones gubernamentales, dijo en una entrevista Carlos Fara, director de la encuestadora Carlos Fara & Asociados.

“Las peleas elegidas por el gobierno para empujar sus políticas continuarán porque son parte de su ideología”, dijo.

Kirchner tomó el poder luego del default y la devaluación argentina de 2001, que forzó al predecesor electo, Fernando de la Rúa, a renunciar entre protestas mortales. Apodado el Pingüino, porque surgió de una provincia del sur de la Argentina, impulsó el crecimiento económico a un promedio de 8,8 por ciento durante su mandato.

Economía en crecimiento
La popularidad de Fernández viene en alza mientras la segunda economía de Sudamérica rebota de la crisis financiera global. Su tasa de aprobación subió a 36 por ciento en septiembre, del 20 por ciento que había tenido en 2008, durante las protestas del campo, según la encuestadora basada en Buenos Aires Poliarquía Consultores. La encuesta de 1000 personas fue hecha entre el 1° y el 8 de septiembre y tiene un margen de error de 3,2 por ciento.

El Banco Central espera que el producto bruto interno se expanda 9,5 por ciento este año, el mayor ritmo desde 1992, como resultado de una cosecha record de soja y el crecimiento de la tasa de consumo doméstica.

El gobierno dice que los precios al consumidor crecieron 11,1 en septiembre comparado con el año anterior, la tercera tasa más grande del mundo luego de Venezuela y Pakistán. La firma de investigación Ecolatina dice que los precios crecieron 24,7 por ciento en el mismo período.

“La oposición se enfrentará al desafío de decir lo que piensa sin atacar al gobierno, porque eso no se verá bien”, dijo Fara. “Kirchner murió en un momento en el que la popularidad del gobierno venía creciendo durante varios meses”.

Con la colaboración de Sebastian Boyd, James Attwood y Randy Woods en Santiago, Juan Pablo Spinetto en Londres, Dan Cancel en Caracas, Helen Murphy en Bogotá y Drew Benson, Dale Crofts y Robin Saponar en Buenos Aires. Editores: Brendan Walsh, Adriana Arai



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos