El rol de Eskenazi en el mundo YPF

El rol de Eskenazi en el mundo YPF

Desde el Grupo Petersen aseguraron que "los créditos están vigentes", ante los rumores sobre un posible abandono de sus compromisos. Sin embargo, cuál es el perfil de este grupo empresario que desembarcó controla el 25,46 por ciento de la petrolera. 18 de Abril 2012

El debate comenzó ayer pero el nombre siguió hasta hoy. Ese nombre es el de Eskenazi, el otro accionista de YPF y por el cual la oposición preguntó ayer al vice ministro de Economía Axel Kicillof, quien habló de un plan para obtener el 51 por ciento de una forma más "rápida y prístina posible".

Según publicó
Cronista.com, se rumoreaba que el Grupo Petersen (Eskenazi) abandonaría sus compromisos asumidos. Sin embargo, según le confirmaron al Cronista desde la compañía, “los créditos aún están vigentes”.

Y, además, aseguraron: “Estamos analizando distintas alternativas financieras junto al pool de bancos que los respaldan”.

La expropiación y estatización de YPF dejó a los Eskenazi con una deuda de casi US$ 2900 millones y sin los dividendos que hasta ahora venía obteniendo de la petrolera argentina para cubrir los vencimientos asumidos en 2008 cuando compraron el 14,09 por ciento de YPF y en 2011 cuando se hizo de otro 10 por ciento de la petrolera.
 
¿Qué es el Grupo Petersen?

El Grupo Petersen, con su CEO Sebastián Eskenazi a la cabeza, controla el 25,46 por ciento de YPF desde mayo de 2011, cuando ejerció su opción de compra.

De esta forma, pasó de tener el 15 por ciento de la compañía a dar un salto de 10 por ciento con un pago de US$ 1304 millones. De ese monto, US$ 700 millones, poco más de la mitad, fueron financiados por un grupo de cinco bancos (Credit Suisse, Itaú, Citibank, Standard Bank y BNP Paribas) y el resto por el mismo vendedor, el grupo español Repsol.
En aquel momento, y a través de un comunicado, la empresa de Eskenazi aseguró que la operación otorga a Repsol “mayor capacidad financiera para acometer las inversiones recogidas en el Plan Estratégico Horizonte 2014, especialmente destinadas al área de Upstream (exploración y producción) como vector de crecimiento".

Sin embargo, el camino del Grupo Petersen para quedarse con un porcentaje de la petrolera comenzó mucho antes, en 2008.

Por aquel entonces, y con una ingeniería de financiación similar a la de la segunda compra –con las mismas entidades financieras inclusive-, el Grupo Petersen ingresó en la compañía con la compra del 14,9 por ciento de YPF por US$ 2235 millones.
Otros negocios. El Grupo Petersen no sólo ostenta en el mercado su participación en YPF, sino que también incursionó en el mundo bancario.

Así, es dueño del Grupo Banco San Juan, que tiene entre sus filas al Nuevo Banco de Santa Fe, Nuevo Banco de Entre Ríos, Banco San Juan y Banco de Santa Cruz.
Su llegada al sector bancario comenzó en el año 1998, cuando adquirió la mayoría accionaria del Banco de San Juan luego de aumentar su participación de capital. En ese mismo año concretó su llegada al Banco de Santa Cruz.

Mientras tanto, en 2003, a través de Banco San Juan adquiere el 94 por ciento del Nuevo Banco de Santa Fe.
Ya en el 2005, desembarca en el Nuevo Banco de Entre Ríos, con la compra del 100 por ciento de su paquete accionario.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos