Eike Batista y alemana E.ON, juntos por la energía de Brasil y Chile

Eike Batista y alemana E.ON, juntos por la energía de Brasil y Chile

La compañía energética europea y MPX, que es controlada por el magnate brasileño, anunciaron hoy la constitución de una sociedad conjunta para invertir en los mercados de energía de Brasil y de Chile. La meta: constituir la mayor energética del país vecino. Quién es cada player y por qué tienen el poder para influir en el mercado local. 11 de Enero 2012

Quien dijera que los lazos históricos no perduran deberá repensar su posición ante el anuncio de la empresa alemana E.ON y la brasileña MPX. Ambas son, dos de las máximos players en sus respectivos mercados. Reflotando la estrecha relación que marcó el intercambio comercial entre los países en las décadas del ’50 y ´60,  anunciaron ahora un joint venture para explotar juntos los mercados de Chile y Brasil. 

La alianza apunta a desarrollar una capacidad total de 20 GW en Brasil y Chile, convirtiéndose así en la empresa de energía privada más grande en Brasil. Tal volumen de generación representaría en torno al 20 por ciento del total de la capacidad actual que tiene Brasil.

Para ello, MPX, parte del holding EBX que es liderado por Eike Batista e ingresa más de US$ 30.000 millones anuales, anunció que realizará un aumento de capital de US$ 550 millones, del cual E.ON realizará hasta un 10 por ciento.

Inicialmente, la compañía alemana aportará unos US$ 470 millones hasta el final de 2012. El valor de la operación se definirá en función de los acuerdos de compraventa entre el propio Batista y representantes de E.ON.

Cómo sigue la operación
Tras la transacción, E.ON, que emplea a más de 85.000 personas en el mundo, será dueña de un 10 por ciento del capital de MPX. La nueva empresa será controlada a partes iguales por ambos socios. La ampliación de capital de MPX se realizará mediante la emisión de nuevas acciones ordinarias por un valor que será fijado por el Consejo de Administración, según informaron las compañías.

La sociedad conjunta asumirá la mayoría de las inversiones del grupo en generación de energía térmica y renovable en Brasil y Chile, además de los negocios de suministro y comercialización en ambos países. El control de las centrales térmicas será compartido por MPX y la nueva empresa, incluyendo la planta de carbón Castilla, que actualmente se construye en el norte de Chile.

El anuncio de hoy marca la primera inversión de E.ON en Brasil. La compañía alemana facturó en 2010. El gigante alemán cuenta con un portafolio de 69 mil MW distribuidos entre energía renovable, gas, carbón y energía nuclear, y casi 4 mil MW en energía eólica, biomasa y solar. Por su parte, MPX tiene una cartera de proyectos, en obras y en ejecución, que suma una capacidad de generación de energía de cerca de 14.000 MW.

Opción de compra
En el nuevo joint venture, E.ON  tendrá una opción de compra en nombre de la sociedad conjunta de una participación adicional del 38,9 por ciento de la central térmica brasileña de Açu, que le permitiría alcanzar una participación máxima del 50 por ciento.

La nueva empresa conjunta controlará además el total de los proyectos de energía renovable de MPX, que actualmente incluyen un parque eólico y una planta solar. En cambio, MPX va a mantener el control de cinco térmicas que han firmado contratos de suministro de energía con las autoridades brasileñas, además de las concesiones de gas natural en la cuenca del Parnaíba, en el norte de Brasil.

 



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos