Tarjetas de crédito - Photo2123
Economía Creativa

La solución de Finlandia para la inclusión financiera de los refugiados

Un proyecto surgido en el país escandinavo permitió brindar una solución a los miles de refugiados que se encuentran con dificultades económicas por no contar con documentos ni acceso a cuentas bancarias. Por Tomás Carrió 03 de Octubre 2017

Las grandes dificultades que enfrentan los millones de refugiados que cada día llegan a los distintos países del mundo rara vez terminan con su arribo. Es que, tras sortear las peligrosas circunstancias que rodean el trayecto, quienes logran reinstalarse en otras tierras suelen encontrarse sin documentación ni acceso a servicios financieros, lo que supone un problema a la hora de buscar trabajo, percibir un sueldo o pagar cuentas.

Brindar asilo a ese gran caudal de personas que cada día intentan ingresar a los distintos países es un desafío que aún se encuentra lejos de resolver. De hecho, un estudio elaborado por la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) reveló que “la población desplazada forzosamente en el mundo se encuentra en máximos históricos”. De acuerdo a Acnur, la cantidad de personas que se encontraban desplazadas por la fuerza en todo el mundo hacia 2016 ascendía a 65,6 millones, de los cuales alrededor de 25 millones correspondían a desplazamientos hacia otras naciones.  

Sin embargo, Finlandia parece haber dado un paso adelante en el objetivo de brindar una respuesta a quienes se han instalado en su país. Un hombre de ese país, llamado Antti Pennanen, desarrolló una tarjeta de débito prepaga que no requiere intermediarios financieros –las transacciones son instantáneas entre los usuarios– y que se vincula a una identidad digital única que se almacena utilizando la tecnología blockchain. La tarjeta, llamada MONI, permite a quien la posee recibir y realizar pagos sin la necesidad de abrir una cuenta en un banco.   

Además, los portadores de la tarjeta pueden recibir transferencias y solicitar préstamos o créditos a través de su teléfono celular, ya sea de compañías financieras o de personas particulares.  

En 2015, el Gobierno finlandés se asoció con la compañía que desarrolló la tarjeta para que se la proporcionen a los refugiados que allí residen. Así, el Estado podría pagar los subsidios por esta vía y dejar de hacerlo mediante dinero en efectivo. La tarjeta serviría, además, para que el portador reciba su sueldo una vez que consiga trabajo.  En solo dos meses, la cantidad de usuarios que recibían sus pagos a través de MONI en Finlandia había ascendido a 3000. Hoy, esta tarjeta se encuentra disponible en 31 países de Europa.  



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

2 Comentarios

sebastian comyn Reportar Responder

Ingrese y mire los costos, son altísimos, 2EU por mes mas 0.5%de las compras con la tarjeta en EU mas 1.5% si es otra moneda, existen otras tarjetas recargables en bitcoin con costos muchísimos mas bajos

Chris Martin Reportar

SI PERO LOS BITCOM SON UN MITO.. NO SIRVEN PARA NADA. COMO SEA FINLANDIA SIEMPRE A LA CABEZA EN TEMAS SOCIALES

Videos

Notas Relacionadas