Quién  es el príncipe saudí que ya invirtió US$ 300 millones en Twitter
Autos

Quién es el príncipe saudí que ya invirtió US$ 300 millones en Twitter

Nieto del primer rey de Arabia Saudita, tiene gustos excéntricos y avisa: "Twitter es una inversión estratégica para nosotros”.

 

16 de Septiembre 2013

En oriente, Warren Buffet tiene competencia. Y la comparación no es caprichosa: el príncipe saudí Alwaleed bin Talal es comparado con el famoso inversor estadounidense desde que rescató al banco Citicorp, tras desembolsar US$ 1090 millones.

En la vida de Alwaleed bin Talal –nieto del rey Abdul-Aziz Alsaud, fundador y primer rey de Arabia Saudita y de Riad El Solh, un símbolo del Líbano en su lucha por independencia- el poder político y económico se juntan. Dueño de una fortuna de US$ 30 mil millones –llegó a demandar a una revista por publicar que tenía menos de ese monto- llegó a Twitter en 2011, cuando invirtió US$ 300 millones en la red social de 140 caracteres. Y su intención es quedarse en la empresa hasta que salga a Bolsa, tal como recientemente anunció. “Con los 300 millones de clientes que tiene y 500 millones de tuits al día, el potencial de crecimiento es enorme ", dijo Alwaleed, según informó la agencia Reuters.


Dueño. En 2008 se quedó con el 90 por ciento de la señal de televisión libanesa LBC Sat. 

Además, afirmó que "la compañía está valorada en US$ 14.000 ó 15.000 millones (11.200 millones de euros), pero ha habido operaciones por encima de esta valoración. Creemos que puede ser que valga más que eso".

Lejos de decir si las acciones cotizarán en Nueva York o en el Nasdaq (donde Facebook tuvo un comienzo en falso pero que finalmente se equilibró), detalló el rol de Twitter en su cartera de negocios: “Twitter es una inversión estratégica para nosotros”.

Sus deseos son órdenes. En 1979 su fortuna comenzó a tomar forma. Los negocios petroleros de Arabia Saudita dieron, en 1996, lugar a su propio holding: Kingdom Holding Company (KHC). A partir de esa firma, desembarcó con inversiones en Apple, General Motors y Twitter. También posee el 7 por ciento de las acciones comunes de Clase B de News Corporation y, desde 2008, cuenta con participación mayoritaria en LBC Sat, la señala libanesa de televisión.

Alwaleed_BIS_crop_1379355272872.png
El hombre. Alwaleed bin Talal suma poder, herencia política y gustos caros. Foto: Agencia Bloomberg.

Pero lejos del trabajo, Alwaleed bin Talal sabe lo que quiere. Entre sus pretenciones se encuentra la construcción de un Airbus A-380, el avión más grande jamás creado. Tendrá, según trascendió, 551 metros cuadrados. Cine, jacuzzi, sala para orar, garaje para dos Rolls Royce y 20 habitaciones, con sus respectivos baños en suite. Tendrá un valor de US$ 500 millones y, además, estaría bañado en oro.

Los autos, mientras tanto, son su otra gran pasión. Quienes pudieron mirar su garaje no llegaron a ver en un solo vistazo su vasta flota de vehículos, que serían más de 300. Entre ellos uno destaca: un Mercedez Benz SL 600, cubierto de diamantes y valuado en US$ 4,8 millones.

Y como no podía ser de otra forma, además de volar y andar por tierra, el príncipe también disfruta en el mar, por lo que ya encargó un yate que, al igual que su Airbus A-380, buscará ser el pez más grande. Todo sucede mientas que, en Wall Street, Twitter ya busca su lugar en los mercados.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos

Notas Relacionadas