La industria del seguro festeja una recaudación récord con un ojo en la inflación
Autos

La industria del seguro festeja una recaudación récord con un ojo en la inflación

Con $ 80.500 millones, las aseguradoras celebran una facturación sin precedentes. Pero predicen un 2014 con alta siniestralidad, más juicios y un fuerte impacto del aumento de precios.

Por Pedro Ylarri 28 de Marzo 2014

 


Imagine una pila de billetes de $ 100 que mida 100 kilómetros de alto. Todo ese dinero, suficiente para llenar el vacío de 32 containers o 14 vagones de tren, es lo que planea facturar la industria del seguro en 2014. Un record histórico aunque, aun así, los CEOs del sector no anticipan un año contando fajos, sino cuidándolos de las nuevas regulaciones, de la suba de precios e impuestos, de la creciente judicialización hacia el interior del sistema y de otras barreras que amenazan con soplar y hacer derrumbar la kilométrica pila de dinero.

Las tradicionales calma y pasividad propias de la industria aseguradora se quebraron en las últimas dos temporadas, cuando el crecimiento extraordinario del sector hizo visible la extraordinaria caja, en especial, para el sector público. Lo prueban los últimos cuatro balances anuales, que cierran en junio de cada año. Entre 2010 y 2013, la facturación creció de $ 33.273 millones a $ 80.491 millones, un 142 por ciento de aumento, tras cuatro años de sobrepasar la inflación real, con incrementos de 35, 32, 36 y 31 por ciento anuales, en forma respectiva, según datos de la Superintendencia de Seguros de la Nación (SSN).

La expansión puede observarse en casi todos los nichos del mercado, en especial, los sectores de Riesgos del Trabajo, que pasaron, en ese periodo, de facturar $ 5239 millones a $ 20.213 millones; el Patrimonial, que subió de $ 15.976 millones a $ 42.838 millones; y el de Vida y Retiro, cuya facturación creció de $ 4308 millones a $ 10.854 millones. El año pasado no fue la excepción. Automotores creció 32 por ciento, amparado en la venta record de autos cero kilómetro (955.000, según Acara, la cámara de los concesionarios). Riesgos de Trabajo, cuyo régimen se modificó en octubre de 2012 por una nueva ley, también gozó de un incremento del 42 por ciento, por las subas salariales, un 1 por ciento más de empleo registrado y las mayores tarifas por las nuevas enfermedades que cubre la norma.

Con todo, los principales jugadores del mercado advierten un escenario complejo, por la suba de costos, la inflación, el estancamiento del empleo, los mayores juicios y la “naturaleza que no da tregua”, dicen, ya que las inclemencias climáticas elevaron la siniestralidad a valores “preocupantes”, se advierte. En especial, por la continuidad de tormentas con viento y granizo, y las inundaciones. También, encienden una luz de alerta por el “inciso K”, ítem de la ley que los obliga a invertir parte de su capital en YPF y otros activos vinculados a la economía real.

Visión de líderes
“El año que pasó arroja aspectos positivos y negativos. Por un lado, se implementó, por primera vez, un plan sectorial de largo plazo. Pero, por otro, fue malo en lo que respecta a la siniestralidad. Hoy, la industria, en su conjunto, plantea ajustes que permitan mantener la solvencia, que es lo que, siempre, debemos priorizar”, comienza Néstor Abatidaga, CEO del Grupo SanCor Seguros, que facturó $ 9000 millones el año pasado y, en 2014, planea crecer hasta $ 11.800 millones.

Néstor Abatidaga SanCor Seguros Web RGB

Dixit. "En 2013 se implementó, por primera vez, un plan sectorial de largo plazo, pero, por otro lado, fue un año malo en lo que respecta a la siniestralidad", asegura Néstor Abatidaga, ceo del Grupo SanCor Seguros.

Fuerte en Riesgos Agrícolas y en ART –administra la empresa líder del nicho, Prevención ART–, el ejecutivo detalla un panorama complejo. “En Agro, hay una significativa contratación de pólizas. Pero, lamentablemente, el impacto de la siniestralidad fue muy fuerte y afectó los resultados”, dice. Sobre Riesgos del Trabajo, alerta que, aún con la nueva Ley de ART, todavía, es elevada la litigiosidad: “Esta industria del juicio genera altísimos costos”. Es que, si bien con la nueva norma, los trabajadores no pueden iniciar un juicio civil habiendo cobrado indemnización de la aseguradora, el fuero Laboral sigue dando curso a las demandas.

El escenario “complejo” es compartido por Jorge del Pecho, gerente General de Federación Patronal, primero en participación de mercado en el rubro Automotor, con un 12,8 por ciento, según datos de la SSN. Por estos días, el ejecutivo intenta hacer un recuento de daños de la Ley 24.674, por la que se elevaron los impuestos internos a los coches de alta gama. “Las aseguradoras vieron, de repente, que deben incrementar el valor de las indemnizaciones de siniestros, sin la posibilidad de recaudar la prima correspondiente, con consecuencias muy dañinas a sus patrimonio, dado, también, el constante crecimiento de los robos”. En este contexto, además, para el sector, será difícil en 2014 cumplir con las metas de crecimiento de facturación porque el impuesto, en su opinión, afectará a la venta de autos.

Respecto del contexto macro, advierte: “La principal y excluyente preocupación sigue siendo la inflación, en particular, en automotores”. Luego, la presión impositiva. “Es altísima. Por eso, para nosotros, el crecimiento del primaje, en sí mismo, no representa un objetivo sano ni prioritario. Son momentos para ser muy cuidadosos, tener la empresa ordenada y equilibrada en todos sus aspectos, ser austeros en los gastos, administrar correctamente y apelar a la experiencia”.

Jorge del Pecho Federación Patronal

Dixit. "“La principal y excluyente preocupación sigue siendo la inflación, en particular, en automotores”, dispara Jorge Del Pecho, gerente General de Federación Patronal.

Eduardo Sangermano, CEO de San Cristóbal Seguros, otro jugador fuerte en Patrimoniales, alerta que hay que poner atención a la inflación y a los nuevos impuestos. Añade sobre los cambios normativos: “Venimos de dos años muy dinámicos, con nuestra autoridad de control muy activa en la promoción de las inversiones del sector, la regulación de condiciones contractuales, el establecimiento de requisitos de operación, la fijación de pautas para la transparencia, el asesoramiento a los asegurados y la prevención de las actividades de lavado de dinero y financiación del terrorismo”.

“En la Argentina, sólo $ 2 de cada $ 10 que se invierten son en cobertura de vida. Importa más el auto que uno mismo”, dice Claudia Mundo, Country manager y presidente de MetLife. Repite una comparación dolorosa para el sector: en el país, se desembolsa 0,67 punto de PBI en pólizas de Vida; mientras, en Chile, el 2,3; en Asia, el 4 y, en Oceanía, 2,6 puntos.

Claudia Mundo MetLifeEn 2013, a escala local, el sector logró acompañar al resto de la industria, gracias a los seguros de Vida Colectivo, contratados por las empresas para su personal, que se expandieron un 39 por ciento, por los aumentos salariales de los agremiados.

Mundo se convirtió en presidenta de Avira, la cámara que agrupa al rubro. Su objetivo principal: lograr que el Estado cumpla con su promesa de dar más incentivos fiscales. “No se actualizan desde 1992”, afirma, pese a que la inflación acumulada en el periodo es superior al 1300 por ciento. Según los cálculos de Avira, desgravando las pólizas de ganancias, el sector podría llegar al 35 por ciento de participación en total de la industria.

En ese segmento, uno de los líderes es Cardif, que tiene 9 por ciento del negocio de Vida Colectivo, según la SSN. Para 2014, Gustavo Cicinelli, CEO de BNP Paribas Cardif, más allá del impulso fiscal, espera “buenos resultados”, en un contexto “dinámico” por la coyuntura: “Nuestra actividad está ligada a la economía. Si crece y se desarrolla, la producción, también, lo hará”, explica. El ejecutivo celebra haber llegado al tercer puesto en Garantías Extendidas.

Marcelo Castagna, CEO de Seguros de Vida de Zurich Argentina, líder en el rubro Vida Individual, con 23 por ciento de share, menciona sus números: “Sólo entre dos y tres de cada 10 familias encuestadas cuentan con cobertura voluntaria de vida”. Analiza que eso abre un “espacio de oportunidades”. Repite la necesidad de educar a los consumidores, ya que siete de cada 10 autos no tienen cobertura, pese a que es obligatoria. Los seguros patrimoniales también crecen en Zurich, que, en 2013, facturó $ 2611 millones.

Marcelo Castagna Zurich Argentina

Dixit. "Sólo entre dos y tres de cada 10 familias encuestadas cuentan con cobertura voluntaria de vida”, asegura Marcelo Castagna, CEO de Seguros de Vida de Zurich Argentina.

Prudential Seguros, segundo en Vida Individual, con 14 por ciento de share, es otro jugador fuerte. Al igual que MetLife, comenzó, este año, a ofrecer póliza de Vida Colectivo. Mauricio Zanatta, presidente y CEO de la firma, celebra un crecimiento en los productos “orientados a la protección, más que aquellos relacionados al ahorro”. Agrega un punto clave para el incremento de las primas: los ajustes de moneda en los contratos. Su canal de venta, Life Planners, ofrece, desde hace meses, coberturas que se pagan en “pesos ajustables”, para evitar tener menos cobertura en tiempos de devaluación.

Players globales
En los rubros generales, las aseguradoras internacionales tampoco se asustan de la coyuntura argentina. Se lanzan a la caza de nuevos clientes. Allianz, por caso, en 2013, registró una expansión de ventas del 53 por ciento y escaló dos puestos en el ranking de Patrimoniales. Su CEO local, Fabiana Castiñeira, confía en que, en 2014, seguirá ganando terreno en rubros, gracias a la consolidación de su red de productores. Según la ejecutiva, el éxito se debe a que “potenciamos nuestra participación en aquellos ramos que, ligados a la economía y a los movimientos coyunturales del mercado, evidenciaron crecimiento, como automotor y agro”.

El corriente también aspira ser un buen año para Carola Fratini Lagos, gerente General de QBE, cómoda en el top-10 general de la industria, tras la integración entre la compañía australiana y La Buenos Aires Seguros, adquirida a HSBC. Sin embargo, respecto de la coyuntura, se muestra cauta, luego de reconocer que, en 2013, debió “vencer obstáculos”. Los puntos flojos fueron la siniestralidad en alza en Automotores, por la inflación y las “catástrofes naturales”, así como en Property. Aunque explota varios rubros, ART fue clave para la empresa: se consolidó como la firma más rentable.

La estadounidense Liberty Seguros es otra que cuenta historias con final feliz. Su CEO, Daniel Arolfo, quien, en junio, reemplazó a Susana Agustín, dice apostar al “lanzamiento de productos innovadores, la mejora continua del servicio y la apertura de nuevos canales de venta”, incluso, en el interior. La estrategia es posicionarse en los ramos no-auto, tanto de líneas personales como comerciales.

Lo que los CEOs quieren
Innovaciones, ideas, acciones reactivas y secretos. A continuación, los CEOs develan sus planes para el año. Los testimonios están ordenados en función de su market share, que figura entre paréntesis.

• Abatidaga, de Sancor Seguros (9,5): “Lanzamos varios productos, como Hogar Max, Comercio Protegido, coberturas para las personas (Salud Segura Hombre y Mujer y Corazón) y Protección + Inversión (destinado a los tambos). Además, desembarcamos en Brasil, para operar en los estados de Paraná, Rio Grande do Sul y Santa Catarina. En tal sentido, existen posibilidades concretas de abrir una empresa en Colombia. En noviembre pasado, lanzamos Prevención Salud, nuestra empresa de medicina privada, y abrimos el Centro de Innovación Tecnológica, Empresarial y Social, en Sunchales, con $ 30 millones de inversión”.

• Fratini Lagos, de QBE (2,7): “Lanzaremos, desde el primer trimestre, un nuevo seguro de Asistencia al Viajero, QBE Travel Insurance, en un segmento que mueve $ 690 millones. Por otra parte, desarrollaremos durante el año el producto de Responsabilidad Civil Profesional para Administradores de Consorcios, que se transformaría en obligatorio. Por último, elegimos sponsorear al deporte. Realizamos acciones vinculadas al rugby y al polo”.

• Castagna, de Zurich (2,1): “Desarrollamos Zurich Mobile, para consultas y operaciones desde un smartphone o tablet. Además, ingresamos a CLEAS, el sistema de compensación de siniestros de daños parciales de automóviles entre compañías de seguros, desarrollado por CESVI”

• Castiñeira, de Allianz (1,9): “Materializamos un proyecto que teníamos hace cinco años y con el que buscamos encarar 2014. Logramos, en asociación con Blisterpack, hacer tangible un servicio que se puede adquirir en comercios de distintos rubros y obtener coberturas de seguros específicas” (los seguros se venden en blisters cerrados, que se comercializan como si fueran otros productos en tiendas de retail).

• Arolfo, Liberty (1): “Presentamos un producto para bicicletas, Liberty Bike; AP Vacaciones Seguras, AP Argentina Pasión (para quienes viajen a Brasil al Mundial), Bolso Protegido –que tiene decenas de miles de pólizas vendidas– y Motocover, para motos”.

La edición original de este artículo se publicó por primera vez en el número 242 de la revista Apertura.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Videos

Notas Relacionadas